UPyD cree que la austeridad que predican los tres principales partidos del Ayuntamiento no es creíble.






UPyD cree que la austeridad que predican los tres principales partidos del Ayuntamiento no es creíble.


Photobucket

Manuel de Prado asegura que su formación no contratará ningún asesor en el Ayuntamiento de Santa Cruz.



Manuel de Prado, Coordinador de UPyD en Santa Cruz de Tenerife, no cree que las propuestas de austeridad que ofrecen los tres partidos más representados en la casa de los dragos lleven ningún marchamo de garantía.

Resulta llamativo que los tres candidatos a la alcaldía de estos partidos coinciden en hablar de la necesaria reducción de asesores contratados y de concejales liberados. Sin embargo, dos de ellos son los responsables locales de sus respectivos partidos, y la tercera es la responsable insular, lo que quiere decir que los tres tienen la responsabilidad suficiente en sus partidos como para tomar esa medida desde ya. El hecho de no hacerlo les pone en evidencia ya que cuestiona le credibilidad de su propuesta.
Para UPyD, la contratación de asesores permanentes no es más que un dato significativo del clientelismo al que están sometidos todos los partidos que llevan en el poder muchos años. Además, la necesidad de asesores por parte de unos concejales liberados, es decir, que cobran un sueldo de concejal para dedicarse a tiempo completo a ese trabajo, demuestra la falta de preparación y capacidad de muchos concejales para asumir las tareas que les corresponden.
 
Para Manuel de Prado, “resulta vergonzoso que alguien que sabe que no puede hacer un trabajo, contrate a un asesor para que se lo haga, y al mismo tiempo no renuncie a su sueldo.”
Unión, Progreso y Democracia en Santa Cruz presentará una lista de personas de alta cualificación profesional, y, en caso de que tengan que asumir alguna responsabilidad, será aquella para la que estén preparados para hacerla sin necesidad de contratar asesores. Podemos adquirir el compromiso de no contratar ningún asesor por dos poderosas razones. En primer lugar, hay muchos funcionarios muy capacitados en el Ayuntamiento, y habitualmente ninguneados, que seguramente pueden realizar la mayoría de las funciones encomendadas a los asesores externos. En segundo lugar, los partidos políticos tienen una afiliación que debería de ser la encargada de colaborar de forma desinteresada en el asesoramiento a sus representantes. Lamentablemente, en los principales partidos políticos españoles, la afiliación únicamente es utilizada para jalear mítines y rellenar listas, y cuando de verdad hay que exigirles un compromiso, les contratan como asesores. En UPyD la afiliación es gente ilusionada por participar de forma activa en la vida política, y saben que esa participación se puede hacer desde las bases, y gratuitamente.