LOS EMPRESARIOS CANARIOS EMPIEZAN A CONFIAR EN LA REACTIVACIÓN DE LA ECONOMÍA POR EL TIRÓN DEL TURISMO Y EL FRENO DEL DESEMPLEO

LOS EMPRESARIOS CANARIOS EMPIEZAN A CONFIAR EN LA REACTIVACIÓN DE LA ECONOMÍA POR EL TIRÓN DEL TURISMO Y EL FRENO DEL DESEMPLEO

 


·        
La confianza de los empresarios sobre la evolución de la economía canaria muestra la mejor cara de los últimos tres años. Del brutal pesimismo de -30 puntos que las filas productivas isleñas llegaron a mostrar en enero de 2009, el Indicador de Confianza Empresarial (ICE) de las Cámaras de Comercio de Canarias, correspondiente al mes de abril, refleja un avance de más de 20 puntos

·         La tendencia alcista que muestra el ICE podría desembocar en resultados positivos a final de año, siempre y cuando se profundice en las reformas emprendidas y se reduzca el peso de los factores que limita la actividad empresarial como la debilidad de la demanda y las dificultades de acceso a la financiación

·         Ante la mejoría de la confianza de los empresarios canarios y de cara a consolidar esta tendencia, las Cámaras de Comercio llaman la atención de los responsables políticos, tanto los que ocupan cargos  en estos momentos, como a los que lo hagan después del 22 de mayo, para que el proceso electoral no interfiera en la toma de decisiones que son fundamentales para acelerar la reactivación de la economía

Santa Cruz de Tenerife, 18/04/2011.-La confianza de los empresarios sobre la evolución de la economía canaria muestra la mejor cara de los últimos tres años. Del brutal pesimismo de -30 puntos que las filas productivas isleñas llegaron a mostrar en enero de 2009, el Indicador de Confianza Empresarial (ICE) de las Cámaras de Comercio de Canarias, correspondiente al mes de abril, refleja un avance de más de 20 puntos, llegando hasta un -9,7, superando significativamente la media del conjunto de empresarios españoles. 

Esta inyección de moral viene de la mano del dinamismo de la actividad turística, la contención del paro y la mejora de resultados en la cifra de negocio, inversión y empleo registrada por todos los sectores económicos, según expusieron los directores de las Cámaras de Comercio de Santa Cruz de Tenerife y de Gran Canaria, Vicente Dorta y Pilar Alcaide, respectivamente, así como las responsables de los Servicios de Estudios, Lola Pérez y Patricia Santana durante la presentación del ICE del primer trimestre de 2011 y perspectivas para los meses de abril, mayo y junio.

El Indicador de Confianza de las Cámaras, que lleva más de siete años en marcha es una encuesta, de carácter trimestral, que recoge la opinión de cerca de 1.000 empresarios canarios sobre cifra de negocio, empleo, inversión,  precios y ventas en el exterior. Asimismo,  el ICE analiza los factores que, en estos momentos, están estrangulando la actividad de las empresas canarias.

Según apuntaron Vicente Dorta y Pilar Alcaide, la tendencia alcista de muestran los empresarios canarios en el ICE correspondiente al mes de abril podría desembocar en resultados positivos a final de año. Sin embargo, advirtieron que para que “se consoliden los síntomas que apuntan a una salida de la crisis es necesario que se siga profundizando en las reformas emprendidas, así como en las medidas de apoyo y estímulo al sector empresarial como principal generador de empleo”.

Ambos directores también condicionaron la evolución positiva de la confianza a la necesidad de reducir el peso de los factores que limitan en la actividad empresarial en Canarias.  Tal y como explicó la directora del Servicio de Estudios de la Cámara de Gran Canaria “en estos momentos, siete de cada diez compañías del Archipiélago se quejan de la debilidad de la demanda, una fragilidad que afecta al mantenimiento del empleo y que retrotrae la inversión.  De hecho, Patricia Santana apuntó que “el escaso consumo de las familias canarias tiene que ver con otro de los factores que obstaculizan la reactivación de las empresas como es las dificultades de acceso al crédito, según manifestaron 

Responsables del tirón anímico

Los sectores que tiran del ánimo de los empresarios canarios son fundamentalmente los vinculados a las actividades de servicios, dónde ya no solo toma protagonismo el turismo, sino también se registra una recuperación significativa del comercio y otras actividades de servicios personales y a empresas, actividades de transporte, etc, según explicó la directora del Servicio de Estudios de la Cámara de Santa Cruz de Tenerife.

La construcción aunque sigue siendo el sector más castigado por la crisis económica muestra también signos de mejoría. En tan sólo un trimestre  pasa de -31 a -18 puntos. Así, el pesimismo de los constructores retrocede más de 12 puntos gracias a que el sector confía en mejorar su cifra de negocios de la mano de la rehabilitación integral de la actividad turística, tal y como señaló Lola Pérez. 

Ante este mejoría de la confianza de los empresarios canarios y de cara a consolidar esta tendencia, el  director general de la Cámara de Santa Cruz de Tenerife, llamó la atención de los responsables políticos, tanto los que ocupan puestos de responsabilidad en estos momentos, como a los que lo hagan después del 22 de mayo, para que el proceso electoral no interfiera en la toma de decisiones que son fundamentales para acelerar la reactivación de la economía.

Trayectoria de la confianza

Asimismo, Dorta Antequera recordó que la última vez que los empresarios canarios sonrieron ante la situación económica fue en octubre de 2007, con una confianza de signo positivo de 4,6 puntos. A partir de ahí, todos los sectores económicos, especialmente la construcción, empezaron una caída en picado tanto en sus resultados como en las perspectivas empresariales tocando fondo a principios de 2009, fecha en la que se produce un cambio de tendencia hacia valores menos negativos.

Aunque la recuperación de la confianza volvió a mostrar síntomas de debilidad el segundo semestre del pasado año, 2001 arranca 2011 con nuevos bríos en el ánimo de los empresarios canarios. De hecho, en tan sólo un trimestre, el ICE canario mejorar casi cinco puntos y consolida la ventaja que lleva manteniendo desde hace un año con el resto de sus homólogos nacionales. De esta manera, los empresarios canarios perciben con mayor nitidez los síntomas de recuperación económica y “adelantan que la salida de la crisis se puede producir antes en Canarias que en el resto de las Comunidades Autónomas”, según  Vicente Dorta.

Medidas de estímulo

Ante este cambio de tendencia del Indicador, tanto  Pilar Alcaide como  Dorta Antequera animaron a los gobiernos central y autonómico a seguir impulsando políticas de apoyo al sector empresarial, que - a su juicio - deberían traducirse en un mayor acceso al crédito, la continuidad de los estímulos a la contratación, un mayor impulso a los procesos de innovación, avances en la simplificación administrativa, y apuesta por la internacionalización de las pymes canarias.

Asimismo, los directores de las Cámaras de Santa Cruz de Tenerife y de Las Palmas coincidieron en resaltar la necesidad de seguir en la línea que se recoge en el Pacto por la  Calidad y Competitividad del sector Turístico, suscrito también por las Cámaras de Comercio, dónde la rehabilitación integral de los espacios turísticos, así como las políticas de promoción juegan un papel fundamental en la dinamización de la actividad económica “por su innegable efecto de arrastre en otros sectores, especialmente el de la construcción y la industria”.

En la sombra de la recuperación

La debilidad de la demanda y las dificultades de financiación continúan liderando las dificultades más importantes que están teniendo las empresas canarias para recuperar su actividad.  En este sentido, la directora general de la Cámara de Gran Canaria, Pilar Alcaide señaló que “seguimos teniendo miedo a consumir, ya no sólo por la alta tasa de paro que padece Canarias, sino por el miedo a perder el puesto de trabajo de los que aún lo conservan”.

Alcaide apuntó también a las dificultades de financiación como segundo factor limitativo de la actividad empresarial en importancia. Tal y como indicó, “estamos en las mismas en cuanto al crédito. Sigue faltando, lo que unido a los problemas de morosidad, dificulta muchísimo las posibilidades de invertir”. En este sentido, Pilar Alcaide también se refirió a las incertidumbres entorno a la reestructuración del sistema financiero español. Según dijo, “a nuestros empresarios les importa muchísimo lo que pase con sus cajas o sus bancos, de forma que todo aquello que genere incertidumbre al respecto es negativo”. Sin embargo, Alcaide comentó que, de momento, tal y como se están haciendo las cosas en las cajas, se está transmitiendo un mensaje de confianza.

EL ICE DE LAS CÁMARAS DE COMERCIO

El mejor comportamiento del ICE canario obedece a una mejoría en todas las variables que lo componen. La cifra de negocios recupera 2,4 puntos, mientras que la inversión y el empleo lo hacen en 1,2 puntos respecto al trimestre anterior. La variable que menor negatividad está aportando al resultado del ICE es la inversión con un saldo de -1,3, seguida del empleo (-2,4) y de la cifra de negocio (-6,4).

Frente a una recuperación del ICE nacional sustentado en una mejora significativa de las expectativas para los próximos meses, el ICE canario avala el avance en un índice menos negativo de los resultados empresariales del primer trimestre del año respecto a los obtenidos al cierre de 2010.  De esa manera el índice de Situación mejora en 7,6 puntos en los primeros meses de 2011 propiciando un incremento de las expectativas para los próximos meses de 2 puntos.

Todos los sectores económicos se muestran menos pesimistas que en el trimestre anterior, aunque aún siguen manteniendo niveles de confianza  negativos. Los únicos sectores que aún superan los dos dígitos de negatividad en su nivel de confianza son la construcción (-18,3 puntos) y la industria (-13,3 puntos). A pesar de ello y aún situándose como el sector más castigado por esta crisis la construcción resta en un solo trimestre 12,7 puntos de negatividad. Las empresas de servicios arrojan Indicadores de Confianza por encima de los -10 puntos con avances de 5 puntos respecto a enero en comercio y resto de servicios, mientras que la hostelería y el turismo estabiliza su ICE con una mejora de dos décimas.

El ICE industria recupera 1,6 puntos inducido por unos resultados menos malos que los registrados a finales de 2010 ya que las expectativas aún arrojan un saldo negativo entre trimestres. El saldo de la cifra de negocio y del empleo es menos negativo pero la inversión sigue aportando negatividad al ICE del sector.

El avance significativo de las expectativas del sector de la construcción para los próximos meses y unos resultados menos negativos que los obtenidos al cierre de 2010 permiten que el ICE  recupere 12,7 puntos de negativa al pasar de un ICE de -31 puntos en enero a uno de -18,3 en el mes de abril. Mejora que no impide que aún sea mayor el número de empresarios pesimistas sobre los optimistas.

El sector de hoteles, bares, cafeterías y restaurantes recupera terreno en su ICE de resultados y se muestra prudente de cara a las perspectivas de los próximos meses. El ICE permanece estable con un avance del 0,2 puntos alcanzando el ICE los -7,2 puntos, el menos negativo del conjunto de sectores económicos del Archipiélago.

El significativo avance del sector comercial obedece a unos resultados menos negativos y a unas expectativas que también se muestran menos pesimistas. Las tres variables que componen el ICE pierden terreno negativo especialmente las referidas a la inversión y el empleo. El ICE recupera 5 puntos y se sitúa en los -7,2 puntos en abril.

El denominado grupo resto de servicios recupera cinco puntos gracias a una menor negatividad en los resultados empresariales si los comparamos a los obtenidos a finales de 2010 y a unas expectativas que van mejorando moderadamente, situando el Indicador en abril en los -9,8 puntos. A pesar de que los saldos de las tres variables que componen el ICE se mantienen en valores negativos, todas ellas evolucionan favorablemente.